Seleccionar página

El traje de aproximación al fuego está diseñado para proteger al bombero de las altas temperaturas que se generan en la proximidad de incendios o en aquellos que generan temperaturas extremas, como en incendios de aeronaves. La primera aparición de los trajes de aproximación fue durante la década de 1930. Por entonces, eran confeccionados con asbestos. Por ello también se les conocía como «trajes de asbesto» o «trajes de amianto».

Actualmente, su diseño es multicapa. A la capa exterior se añaden materiales aluminizados mediante evaporación en vacío, que reflejan la alta energía emitida por el incendio como radiación.

  1. Acercamiento: Se usan en trabajos en áreas de altas temperaturas, como acerías y otros en los que estén presentes metales fundidos que requieren protección superior a 100 °C.
  2. Aproximación: Se emplean en rescate y en lucha contra incendios en aeronaves y en empresas petroquímicas (temperaturas superiores a 250 °C), y en versiones con mayor aislamiento, para trabajos en hornos que requieren protección superior a 1000 °C.
  3. Penetración: Su diseño es para proteger al usuario de ambientes en los que esté envuelto en llamas. Comúnmente son de zetex o de vermiculita, en vez de emplear materiales aluminizados.

En Hispamast, especialista en equipamiento de bomberos, disponemos de varios modelos, según la normativa que requieran.

El modelo ST500 de 5 piezas compuesto por chaqueta, pantalón (ambas piezas sin forro interior) , capucha, cubre botas y guantes.

El modelo ST501 de 5 piezas compuesto por chaqueta, pantalón (ambas piezas con forro interior) , capucha, cubre botas y guantes.

El modelo ST502 de 5 piezas compuesto por chaqueta, pantalón (ambas piezas con forro interior) , capucha, cubre botas y guantes y con mochila para alojar equipo ERA.

El modelo ST701 de 4 piezas compuesto por chaqueta, pantalón (ambas piezas con forro interior) , capucha, cubre botas y guantes y con mochila para alojar equipo ERA para aquellos que prefieren mono completo en vez de chaqueta y pantalón.